Un Niño Encontró Un Raro Pasadizo Que Llevaba A Un Lago, Nadie Se Esperaba Lo Que Encontraron ¡INCREÍBLE! - Meta España

sábado, 5 de marzo de 2016

Un Niño Encontró Un Raro Pasadizo Que Llevaba A Un Lago, Nadie Se Esperaba Lo Que Encontraron ¡INCREÍBLE!


Es difícil creer que después de tantos años de la segunda guerra mundial, puedan encontrarse resto de aquella terrible guerra. Pero si es posible, y fue lo que se encontró en Estonia cerca del lago Kurtna.

Un niño que se encontraba por la zona del lago, se fija en las marcas de unas cadenas de tanque que llegaban a la orilla y su curiosidad por saber lo que había visto lo hizo ir durante dos meses, pero luego de haber transcurrido 50 años siendo un adulto, cuenta la historia al presidente de un club de historiadores de guerra local llamado “Osting”. Descubre cual fue el resultado de toda esta historia. 

El club se quedó fascinado por la historia del hombre y en septiembre del año 2000, se dedicó a realizar una completa investigación sobre lo que había en el fondo del lago.

Todo un equipo de personas se reunieron en el lago para averiguar lo que podría haber en el fondo. En las profundidades se notaba que era enorme y muy pesado, que podría estar hundido a unos siete metros (aproximadamente 23 pies).

El equipo tuvo que pedir ayuda llamar a una compañía de maquinaria pesada para poder colaborar a extraer lo que había en el lago. Lo que encontraron fue absolutamente impresionante.



Al final encuentran un tanque T-34, que conservaba aun marcas de la pintura alemana y 116 proyectiles a bordo.

El tanque, que pesaba unas 30 toneladas, tomó casi 6 horas para poder sacarlo completamente del lago. Los tanques como éste se conocen como “tanques trofeo”, que fueron capturados, utilizados por un tiempo y luego desechados.


Durante las batallas del verano de 1944, el ejército alemán capturó este tanque del ejército soviético por esta razón está pintado con los colores alemanes en la parte exterior.

Lo mas increíble es que después de tanto tiempo sumergido y sin tener que reemplazar alguna pieza del motor diesel, el equipo logró ponerlo en marcha. La gruesa capa de turba y el ambiente ácido del lago crearon un capullo protector alrededor del tanque, que lo protegió de la corrosión durante 56 años.



Una de las pocas cosas que tenían que cambiar, eran los rodamientos de los rodillos de patinaje.Después de casi dos años de trabajos de restauración, el tanque había llegado esencialmente a la etapa en que se podrían hacer viajes de prueba.

Desde que fue arrastrado del lago, la intención había sido la de mostrar el T-34 como una exhibición de trabajo en el museo de historia de la guerra del club que se fundó en el pueblo de Gorodenko.

La restauración y puesta apunto de las piezas y componentes del T-34 se han completado, y el vehículo se encuentra ahora en el taller del club en el parque tractor cerca de la localidad de Srigala (en el bosque a mitad de camino de entre Narva y Johvi), a la espera del re-ensamblaje final.

Si Te Resulto De Utilidad Esta Información Compártela Con Tu Familia Y Tus Amigos.










Pages